corepasillos rojo en forma de coche sobre una alfombra infantil
Guías de compra Infantil y Puericultura

¿Cómo elegir un correpasillo infantil?

¿Estás pensando en comprar un correpasillo infantil y no sabes por cuál decidirte? En Aosom.es hemos creado esta guía de compra para ayudarte con tus dudas y hacer sencilla tu elección. Al leerla conocerás mejor nuestros modelos y averiguarás qué opción es la más adecuada para satisfacer tus necesidades y las de tu hijo.

Lo que necesitas saber antes de elegir un correpasillos

Si lo que quieres es escoger el mejor correpasillos para tu pequeño, primero debes considerar algunos factores que te ayudarán a acertar en tu compra. Así, a pesar de la amplia variedad, te resultará más sencillo encontrar su nuevo juguete favorito. Ten en cuenta las siguientes opciones antes de elegir:

Coche correpasillos Mercedes HOMCOM para niños +12 meses con bocina y faros

Correpasillo andador

  • Adecuado para ejercitar las piernas de niños a partir de 12 meses de una manera divertida.
  • Su diseño proporciona seguridad y permite trabajar la psicomotricidad de los más pequeños.
  • Estos modelos tienen la doble función de andador y correpasillos, para perfeccionar el equilibrio.
  • Disponen de respaldo alto para que puedas empujarlos de manera cómoda durante el paseo.

Correpasillos para jugar

  • Hay distintos modelos de vehículos para niños de 12 a 36 meses.
  • Muchos modelos son ergonómicos y protegen la columna vertebral de tu hijo.
  • Este juguete permite a tu hijo trabajar la motricidad, la espacialidad y la coordinación.
  • Son cómodos y seguros.
  • Son los más adecuados para que puedan jugar al exterior y en ocasiones disponen de complementos extras como palas, remolques, etc.

Coche correpasillos HOMCOM para niños +12 meses con empujador andador

Correpasillo con mango de empuje

  • Es ideal para pasear a los más pequeños a partir de un año de edad.
  • Algunos modelos disponen de capota para proteger a tu hijo del sol.
  • Pueden contar con barras laterales de seguridad extraíbles para adaptarse a la evolución del niño.
  • Poseen un cómodo manillar de empuje para ti.
  • Son similares a los triciclos de empuje pero en esta ocasión con correpasillos.

Ver todos los modelos >

El correpasillo que mejor se adapta a tus necesidades

Una vez que ya conoces los tipos principales que encontrarás y ya tienes una idea más clara de lo que cada correpasillo para niños ofrece a tu hijo, aquí te dejamos una selección de algunos de nuestros modelos para facilitarte la elección.

⭐ El correpasillos con mejor calidad-precio

HOMCOM Quad correpasillos

  • Estupendo como juguete para deslizarse, a partir de 12 meses.
  • Cuenta con espacio de almacenamiento bajo el asiento, para llevar juguetes o la merienda.
  • Incorpora sistema antivuelco, para evitar caídas hacia atrás.
  • Medidas totales: 62x28x41,5 cm (LxANxAL), altura del asiento: 20 cm.
  • Adecuado para niños de hasta 25 kg de peso

⭐ El correpasillos más vendido

HOMCOM Moto correpasillos

  • Moto correpasillos recomendada a partir de 12 meses.
  • Incluye espacio de almacenamiento debajo del asiento, para llevar algún juguete o algo de comida.
  • Con asa trasera para que tu peque pueda escoger entre empujarlo o montar en él.
  • Medidas totales: 66x33x47,7 cm (LxANxAL). Altura del asiento: 25 cm.
  • Soporta hasta 25 kg de peso.

⭐ El correpasillos más económico

HOMCOM Coche correpasillos

  • Recomendado a partir de 18 meses.
  • Con luces y música, además de una pala y un cubo basculante que le encantarán a tu hijo.
  • Tiene un asa trasera para empujarlo y utilizarlo como coche andador.
  • Incorpora ruedas antideslizantes que le dan estabilidad y evitan caídas.
  • Medidas totales: 72×28,2×42 cm (LxANxAL).

 

¿Por qué comprar un correpasillos?

Un correpasillo para niños tiene multitud de beneficios para los más pequeños. Estos son algunos de ellos:

  • Es el juguete ideal para fortalecer las piernas.
  • Desarrolla el equilibrio y la coordinación.
  • Fomenta su independencia, ya que puede moverse solo y con seguridad.
  • Hay muchos modelos diferentes, lo que anima al juego de imitación y desarrolla su imaginación.
  • A pesar de su tamaño, es un juguete cómodo de llevar una vez que el niño se ha cansado de él.
  • Aunque puede usarse también en casa, incentiva el juego en el exterior.

 
 

FAQ

Muchas veces los términos correpasillos y andador se usan indistintamente, pero son diferentes. El andador es el juguete con ruedas que se usa cuando el niño aún no es autónomo en el movimiento y está aprendiendo a andar, de ahí su nombre. El correpasillos, por su parte, es un juguete para niños algo mayores que ya tienen cierto equilibrio y estabilidad. Les ayuda a moverse y a aumentar su autonomía.

Mientras el tamaño y peso lo permitan, y el niño se sienta cómodo y disfrute del juego, no hay límite de edad. Lo ideal sería pasar a los 36 meses a una bicicleta de equilibrio, porque así el niño se beneficiará de su propia evolución natural, pero no es una ciencia exacta. Lo que has de tener en cuenta es el peso y la altura para priorizar la seguridad de tu hijo; por lo demás, depende las preferencias del pequeño.

Por la seguridad de tu hijo, sí. La homologación europea les exige ciertos estándares de calidad para garantizar que el juguete sea fiable y seguro. Especialmente, y entre otras cosas, obliga a que los cantos y esquinas sean redondeados, se utilicen exclusivamente pinturas no tóxicas, se incorpore un sistema antivuelco y también se respete la altura del sillín determinada.

Estamos hablando de correpasillos y no de bicis de equilibrio. Lo ideal es que, si tiene dos ruedas, como por ejemplo una moto, sean ruedas muy anchas que le den confianza y estabilidad a tu pequeño. En caso contrario, es recomendable que sean de 3 o 4 ruedas para contribuir a su comodidad y a que mantenga el equilibrio. Cuando se sienta lo suficientemente seguro, ya dará el paso a la bici sin pedales.

Los pedales dan a tu hijo mucha autonomía, pero requieren una mayor psicomotricidad. Son más recomendables a partir de los 36 meses porque los disfrutan con más seguridad.

 

Mantenimiento de un correpasillos infantil

Los juguetes normalmente sufren una dura vida de golpes en manos de los niños. Si quieres que el correpasillos de tu hijo dure un poco más, sigue estos consejos:

  • Límpialo periódicamente con una solución jabonosa y evita dejarlo al sol para que no pierda los colores vivos.
  • Asegúrate de que las ruedas están bien ajustadas y los ejes no se han partido.
  • Revisa las ruedas para cerciorarte de que no tienen nada clavado que pueda estropearlas antes de tiempo.
  • Comprueba que la dirección de las ruedas y el volante o manillar del correpasillo infantil funciona correctamente.

 

Inspírate con los favoritos de nuestros clientes

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *